Debate

La actitud obstruccionista de Rajoy

0
La actitud obstruccionista de Rajoy 1

Rajoy ha manifestado este miércoles en Barcelona que a).-no aceptará la encomienda de investidura que le debería formular el Rey como líder de la fuerza más votada si no consigue apoyos suficientes, y b).-no se ha planteado siquiera la posibilidad de apartarse del liderazgo del PP para que otro miembro de su partido pueda recabar apoyos parlamentarios que él no está en condiciones de obtener.

Semejante doble negativa constituye un serio problema para la gobernabilidad de este país y para la estabilidad de las instituciones. Primero, porque es notorio que la figura de Rajoy, responsable político de los gravísimos casos de corrupción que se han desarrollado ante sus propias narices –hay que pensar que la propia sede del PP en que él tiene su despacho de presidente del partido fue reformada con dinero negro- obstaculiza la consecución de acuerdos parlamentarios moderados. Sin el PP, la única mayoría absoluta posible pasa por Podemos, incluso aunque no se produzca el sorpasso, como bien se vio a la hora de gestionar los resultados del 20D.

Segundo, porque la negativa de Rajoy al Rey obligaría al monarca a ofrecer la investidura a la segunda fuerza, que puede ser Podemos. Felipe VI tiene tablas y aplomo suficientes para efectuar este ritual con soltura, pero se entendería mal que la inhibición de los partidos constitucionalistas obligara a la Corona a impulsar sin necesidad la candidatura de una formación que pone en cuestión el statu quo, ha criticado la Transición, que se alía con formaciones republicanas (IU) y que ha propuesto un nuevo proceso constituyente para poner en pie un nuevo estado republicano.

Tercero, porque el encastillamiento del PP empuja al PSOE a echarse en brazos de Podemos, lo que supondría la evaporación de la formación socialdemócrata y un pésimo servicio al país. Porque el PSOE no puede permitirse un tercer intento en las urnas mientras el propio sistema, incapaz de reaccionar, arroja a cada vez más gente en brazos del populismo.

En Cataluña, preguntado Rajoy por la posibilidad de una retirada, lanzaba la pregunta de rigor: ¿por qué yo y no los otros? La respuesta es simple: porque su persona, gravemente contaminada por todo lo ocurrido –desde el ‘caso Bárcenas al escándalo recentísimo de Fernández Díaz, pasando por los focos de corrupción valenciana, el ‘caso Gürtel’, etc.-, bloquea las alianzas, ya que un pacto con la actual dirigencia popular podría interpretarse como la convalidación de todo este gran escándalo.

La resistencia de Rajoy al frente del PP ha dado alas a Ciudadanos, que en parte se ha nutrido de desafectos del PP, indignados con lo ocurrido, y abona la abstención. Incluso en las elecciones del 20D, según Metroscopia, unos 505.000 antiguos electores del PP votaron a Podemos para dar rienda suelta al rechazo que les producía su antiguo partido, incapaz de ver el efecto perturbador de la corrupción intensiva sobre un fondo de recortes sin cuento que dificultaba la vida de la gente común. En este marco, el encastillamiento del líder popular, que además se ha dotado de todos los resortes del control del partido –el Congreso preceptivo que ha de celebrarse cada tres años (artículo 27 de los Estatutos en vigor) lleva dos de retraso, o sea que ni siquiera se respetan los mecanismos de democracia interna-, daña visiblemente a su organización y, lo que es más grave, impide la gobernabilidad y pone en un compromiso a la Corona.

Si se piensa que son estas actitudes las que empujan a la opinión pública hacia el populismo, se entenderá lo descabellado de la obstinación que muestra el todavía presidente en funciones.

Iberia Navidad
Antonio Papell
Director de Analytiks

La perplejidad como único estado de lucidez posible del periodista

Entrada anterior

Porsche Consigue su 18ª victoria en las 24 Horas de Le Mans tras una dramática última vuelta de Toyota

Siguiente entrada

También te puede interesar

Comentarios

Dejar un comentario:

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más en Debate