Europa

Twitter, Facebook y YouTube, contra los mensajes de odio en las redes sociales

1
Twitter enfadado
Foto_ AdobeStock

2016 fue un punto de inflexión para las grandes empresas de Internet. Bruselas las ponía sobre aviso: o trabajaban para eliminar los contenidos ilegales racista, xenófobos y sexistas, o la Unión Europea prepararía un reglamento ante el que responder legalmente. Entonces, firmas como Facebook, Twitter, Microsoft o Youtube se adhirieron a un código de conducta. Y parece que funciona.

Instagram, Google+, Dailymotion, Snapchat y Webedia, tras casi tres años después de aquel momento, se han unido a esta lista, según informa El País. La Comisión Europea, por su parte, afirma estar satisfecha con la situación actual. El 72 % de las publicaciones de este tipo fueron eliminadas por las empresas dueñas de las redes donde fueron subidas. Esta cifra supera por mucho al 28 % de diciembre de 2016 o al 59 % de mayo de 2017. En diciembre del año pasado fue del 70 %.

Pero ¿qué es el discurso de odio ilegal? La legislación europea mete en este saco a todos esos actos que incitan públicamente a la violencia o al odio a determinados grupos o individuos debido a su raza, religión, origen u orientación social. Las redes sociales y su democratización han servido, en muchos casos, de altavoz para lanzar una cantidad ingente de contenidos ofensivos contra estos grupos.

La CE afirma que las empresas como Facebook, Twitter o Youtube, no pueden eludir su responsabilidad. La comisaria de Justicia, Vera Jourová, sostiene que “vivimos un momento crucial para el sector de las nuevas tecnologías. O nos demuestran que pueden hacer cumplir las reglas que existen en el mundo offline, o deberán hacer frente a iniciativas reglamentarias”, según recoge el diario del Grupo Prisa.

Mayor celeridad; cuidado con la censura

La política checa se muestra positiva con los avances. Además de eliminarse más publicaciones, también se ha mejorado el tiempo de reacción. Casi el 89 % de las notificaciones recibidas son atendidas en un plazo inferior a 24 horas (en dos años eran solo el 40 %). Facebook está a la cabeza en la velocidad de respuesta: un 92,5 % de alertas que recibe las ha tramitado en menos de un día, y ha eliminado el 82 % de ellas, solo por detrás de Youtube, que eliminó el 84 %. Twitter con un 42,5 %, queda rezagada frente al resto, aunque ha ganado en agilidad.

La CE pide a las firmas tecnológicas contundencia contra los mensajes de odio, pero, a la vez, les exige cuidado para no convertirse en un instrumento de censura y vulnerar la libertad de expresión. De modo que, en caso de duda, lo mejor es no borrar. Bruselas opta por llegar a estos acuerdos amistosos con los gigantes de Internet antes que comenzar a legislar, pero avisan de que revisarán su postura si hay una relajación de la vigilancia.

Iberia Alexa
analytiks

‘Entre todos lo mataron y él solo se murió’: el PP, en sus horas más bajas

Entrada anterior

Egipto: Al Sisi quiere eternizarse en el poder

Siguiente entrada

También te puede interesar

1 Comentario

  1. […] digitales en los que grupos violentos o personas con pocos escrúpulos difunden mensajes de odio. Desde las mismas redes se plantean acciones para acabar con estos discursos, presionados por instituciones como la Unión Europea y, también, por el desgaste que esto supone […]

Dejar un comentario:

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más en Europa