Global

Hamás tiende la mano a Al Fatah: ¿la última oportunidad para Gaza?

0
Hamás tiende la mano a Al Fatah: ¿la última oportunidad para Gaza? 1

En Gaza, hace mucho tiempo que el verbo vivir no conjuga en ningún rincón. Diez años después de que Hamás asumiera el control de la Franja e Israel impusiera el bloqueo a este territorio, la población vive en condiciones cada vez más precarias y desesperadas. Una prisión a cielo abierto, tal y como señala Juan Carlos Sanz en las páginas de El País, de 365 kilómetros cuadrados. El pasado domingo, Hamás, que controla el territorio desde que se lo arrebatase a la Autoridad Palestina en un crudo enfrentamiento civil hace una década, pretende hacer un gesto con el objetivo de mejorar la situación.

En concreto, lo que la organización palestina hizo fue anunciar que disolverá el Comité Administrativo para gestionar el enclave y aceptar la celebración de elecciones generales tras una década de control en la Franja (en 2007 expulsó a las fuerzas leales a la Autoridad Nacional Palestina). Asimismo, en un comunicado emitido por la formación, aceptaban la convocatoria de elecciones en territorios palestinos: Cisjorndania, Gaza y Jerusalén Este.

La disolución del comité era una de las exigencias del presidente palestino, Mahmud Abas (también conocidocomo Abu Mazen, su nombre en la clandestinidad), del partido Al Fatah. Hamás, por su parte, invitó al “gobierno de consenso encabezado por el primer ministro Rami Hamdala a venir a la Franja para llevar a cabo su misión y su deber de inmediato”. Este comité, considerado por Abas como un gobierno en la sombra, llevó al presidente palestino a tomar duras medidas contra la Franja, como la reducción en un 30 % del salario de los funcionarios, dejar de pagar los servicios eléctricos y jubilar prematuramente a 7.000 trabajadores, según informa La Vanguardia.

Al Fatah se ha tomado el anuncio con cierta prudencia. “Si este es el comunicado de Hamás, entonces se trata de una señal positiva”, ha señalado uno de sus dirigentes, Mahmud Aloul, a un medio palestino, según publica El Mundo. Por otra parte, fuentes del grupo nacionalista palestino no descartan que el presidente reconsidere sus medidas económicas (la reanudación del suministro eléctrico suprimido y las transferencias de fondos recortadas a Gaza) si realmente Hamás “disuelve su gobierno en la sombra y el poder en Gaza vuelve a manos de la ANP”. La desconfianza tiene su fundamento, ya que anteriores intentos de reconciliación entre ambas facciones enfrentadas han fracasado a causa de la división política que paraliza Palestina.

La ONU prevé que el colapso de los servicios básicos de Gaza llegue en 2020. Por ello, cualquier movimiento que se haga con la intención de aclarar en algún aspecto la oscura realidad del enclave merece una reflexión. Todas estas negociaciones han sido realizadas en Egipto, un personaje importante en este escenario.  Además del bloque terrestre y marítimo que Israel mantiene desde hace diez años, en 2013 Egipto cerró la frontera de Rafah, y solo ha sido abierta 18 días este año. Según el diario israelí Haaretz, en esta ocasión Hamás está intentando demostrar al Gobierno egipcio que van en serio con este compromiso de reconciliación con la Autoridad Palestina.

Sin embargo, según apunta Sanz en El País, los analistas se muestran escépticos ante el anuncio de Hamás, ya que en el pasado se malograron varios intentos de acercamiento. Por parte de Estados Unidos y la Unión Europea, para los que Hamás es considerado como un grupo terrorista, solo aceptan tratar con el Gobierno reconocido de la Autoridad Palestina.

Theresa May tiene un problema con Boris Johnson

Entrada anterior

Opel Insignia GSI, una berlina emocionalmente deportiva

Siguiente entrada

También te puede interesar

Comentarios

Dejar un comentario:

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más en Global