Global

Marruecos se enfanga en un conflicto con Holanda a costa del Rif

1
Marruecos: Protestas en el Rif

Nuevo encontronazo entre Marruecos y Europa. En concreto, con Holanda. Después de que las relaciones con la UE se calmasen tras el acuerdo de pesca, nace un nuevo conflicto diplomático. El país africano no tolera que se inmiscuyan en sus asuntos internos. En esta ocasión, no aprueban que otros critiquen o investiguen los últimos sucesos en el Rif.

En Holanda vive una importante comunidad rifeña, muy preocupada por las protestas que han tenido lugar en el Rif en los últimos años. El ministro de exteriores holandés, Steve Blok, trasladó al Parlamento de su país un informe sobre dichos acontecimientos, algo que su homólogo marroquí, Naser Burita, considera una ingerencia intolerable. El Gobierno de Marruecos sostiene que no tienen que recibir lecciones de nadie y que el informe de Blok “comprende falsedades claras, términos inadaptados, apreciaciones erradas de los hechos y reflexiones inapropiadas”, además de “no guardar las reglas de respeto mutuo entre Estados soberanos”, según recoge Efe.

El pasado mes de abril, dos políticas holandesas de izquierdas trataron de viajar a Alhucemas para llevar a cabo una “misión de investigación” con las familias de los detenidos por las protestas rifeñas, pero las autoridades locales se lo impidieron.

Un conflicto en un festival de cine

El conflicto diplomático jugó la vuelta en un festival de cine que se celebrado en la ciudad marroquí de Nador, al noroeste. La Embajada holandesa en Rabat reclama a los organizadores del Festival Internacional de Cine y memoria Común una cantidad de 40.000 euros con la que la representación diplomática ha financiado este evento.

Holanda era el invitado de honor del festival, pero los organizadores le retiraron esta condición. Abdesalam Butayeb, principal organizador, contó a Efe que tomaron esta decisión porque no necesitan “lecciones de Holanda” y porque “su ministro de Exteriores no sabe qué pasa en el Rif. Nuestra dignidad vale más que eso”. De este modo, como Holanda ya no es un invitado de honor, la Embajada considera que las condiciones de la subvención ya no se cumplen y piden que se les devuelvan los pagos que han realizado. Ahora que el dinero ya ha sido empleado, el festival debate si procederán a realizar esta devolución.

Nominación al premio Sájarov de DD. HH.

Esta semana hemos conocido que el detenido líder de las manifestaciones en el Rif, Nasser Zefzafi, ha sido uno de los elegidos como finalistas al premio Sájarov de Derechos Humanos del Parlamento Europeo. Junto al activista, también están nominadas las ONG de salvamento de inmigrantes en el Mediterráneo (Proactiva Open Arms, SOS Mediterranée, Médicos Sin Fronteras, Sea-Watch, Sea Eye, Jugend Rettet, Lifetime, MOAS, Save the Children, Refugee Foundation y Proem-AID) y el encarcelado director de cine ucraniano, Oleg Sentsov.

Estas han sido las tres candidaturas que más apoyos sumaron por parte de los eurodiputados de la Comisión de Asuntos Exteriores de la Eurocámara. El ganador será elegido por la conferencia de presidentes del Parlamento Europeo y su nombre se anunciará el 25 de octubre en Estrasburgo. Si finalmente gana Zefzafi, una de las cabezas visibles de las protestas en el Rif, a Marruecos no le va a sentar nada bien.

Contexto

La situación de tensión entre Marruecos y el Rif llegó a su punto más alto a finales del mes de junio. Los cuatro principales líderes de las protestas que sacudieron esta zona fueron condenados a 20 años de cárcel. Entre ellos, Zefzafi. Los rifeños que salieron a la calle pedían mejoras sociales, económicas y culturales.

La población del Rif salió a la calle escandalizada por la muerte de Mohcine Fikri, un comerciante de pescado de Imzouren, una localidad próxima a Alhucemas. El joven vendedor, cuenta eldiario, se lanzó dentro de un contenedor de basura para impedir que arrojaran la media tonelada de pez espada que las autoridades portuarias y la Policía le habían requisado a la salida del puerto de Alhucemas por estar prohibida la pesca de ese animal en esa temporada. El mecanismo se accionó y terminó triturado delante del Tribunal de Alhucemas.

Los rifeños consideran que el régimen marroquí sigue queriendo imponer su venganza sobre el Rif. “Hay una continuidad del régimen marroquí en vengarse del Rif. Todavía existe esa manera histórica de tratar a la población”, protesta el activista Mohamed Moha a eldiario.

Moha habla de ‘manera histórica’ porque el conflicto Marruecos-Rif existe desde hace más de 50 años. Cuando España firmó la independencia del Rif en 1956, Marruecos (también independiente) excluyó de la vida política a este territorio. Esta actitud provocó la conocida como ‘revuelta del Rif’ contra las tropas del ejército marroquí, que se saldó con unas 8.000 muertes por parte de la población rifeña. Por su parte, el entonces monarca, Hassan II, trató de humillar y empobrecer a esta zona con la idea de acabar con las ansias independentistas. Desde entonces y hasta el día de hoy, existen varias organizaciones políticas que piden, como el caso de las recientes protestas, mejoras sociales, económicas y culturales, pero también movimientos independentistas que el régimen de Mohamed VI no tolera.

Leer más: ‘Marruecos, el aliado inflamable’

analytiks

Google +: el último fiasco de la tecnológica

Entrada anterior

Portal, el dispositivo ‘espía’ de Facebook

Siguiente entrada

También te puede interesar

Comentarios

Dejar un comentario:

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más en Global